Un estudio científico revela que la cerveza puede ser una “eficaz” bebida rehidratante tras la práctica deportiva, gracias a su “alta presencia de elementos antioxidantes” que ayudan a reducir los efectos producidos por el ejercicio físico, como la fatiga.

Así lo aseguró el profesor de Fisiología del Ejercicio de la Universidad de Barcelona (UB) Joan Ramón Barbany durante la presentación del estudio “Idoneidad de la cerveza en la dieta equilibrada de los deportistas”, en el marco de los Juegos Mundiales de Medicina y Salud, que se celebran en Alicante.

“La cerveza tiene alta presencia de elementos antioxidantes, derivados de su origen vegetal, que combaten la aparición de radicales libres”, según Barbany, quien cree que esto contribuye a reducir los efectos producidos por el ejercicio físico, como son “los dolores musculares, la fatiga y el fenómeno conocido como sobre entrenamiento”.

Además, esta bebida contiene componentes vitamínicos, minerales y carbohidratos, por lo que “su ingesta en dosis moderadas” por personas adultas puede desempeñar un papel en “la recuperación del metabolismo hormonal e inmunológico de los deportistas tras el ejercicio físico”, según la investigación.

Por su parte, el profesor de Fisiología Médica de la Universidad de Granada, Manuel Castillo-Garzón indicó que, “comparada con el agua”, la ingesta de cerveza como rehidratante es aconsejable.

El estudio, realizado por científicos de la Universidad de Granada y del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) , contó con la participación de dieciséis personas sometidas en dos ocasiones, separadas por un intervalo de tres semanas, a un ejercicio “extenuado” de sesenta minutos en condiciones de “elevada temperatura ambiental”.

“Los participantes perdieron de dos a tres kilogramos de peso corporal” , sobre todo de agua, detalló Castillo-Garzón, quien ha reseñado que, en una ocasión, se les dio sólo agua para rehidratarse y en la otra, “dos tercios de cerveza, junto con toda el agua que quisieran”.

Por su parte, el médico especialista en Fisiología del Deporte y ex jugador profesional de baloncesto Juan Antonio Corbalán afirmó que, “a pesar del alcohol” y con “un uso inteligente”, la cerveza es una “magnífica bebida compatible con el rendimiento deportivo de cualquier disciplina”.

Los especialistas desmienten un de los grandes mitos del consumo de cerveza, pues no ocasiona un aumento de peso.

Lo que sí influye es: “El estrés crónico” y una mala alimentación, basada en una alta densidad calórica, causantes de la “barriga cervecera”. EFE

Post relacionados

  • La cerveza, un potente aliado contra la menopausia y el Alzheimer

    El consumo moderado de cerveza tiene efectos de beneficio para la salud: combate la menopausia y ayuda a disminuir la "agresividad" de la...

    Pubblicato il:
  • Viajando y corriendo

    Correr es mucho más que un deporte, mucho más que una actividad física, correr es un vicio. Los que, como yo, salen todos los días a correr...

    Pubblicato il:
  • Cerveza negra tiene mas hierro que la clara

    Las cervezas obscuras o negras contienen una cantidad promedio de hierro libre de 121 ppb (partes por billion) frente a los 92 ppb de las claras o...

    Pubblicato il:
  • Alcohol aumenta cáncer de boca

    El alcohol juega un papel importante en el "alarmante" aumento de casos de cáncer oral entre hombre y mujeres de entre 40 y 50 años, advierten...

    Pubblicato il:
  • Lo que come Michael Phelps

    El máximo ganador de medallas Olimpicas de todos los tiempos, el nadador norteamericano Michael Phelps es un enigma debido a su poder de...

    Pubblicato il:
  • Consumo de cerveza reduce riesgo de infarto

    El consumo moderado de cerveza protege contra enfermedades cardiovasculares y reduce el riesgo de infarto, además de mejorar la respuesta...

    Pubblicato il: