Una salsa de curry o dos a la semana podría ayudarle a prevenir la enfermedad de Alzheimer y otras formas de demencia.

Ésa es la teoría de un investigador estadounidense, el profesor Murali Doraiswamy, presentada en la conferencia anual del Colegio Real de Psiquiatras, que se celebra en Inglaterra.

Según el científico, el ingrediente clave es la curcumina, un componente de la cúrcuma (también llamado tumérico), la especia que se usa en las salsas indias para darles su característico color amarillo.

Se ha hablado ya de las propiedades beneficiosas de la cúrcuma. Se le conoce por sus funciones antioxidantes, antiartritis y antiinflamatorias, y también se están estudiando sus funciones antitumorales.

Ahora, el investigador estadounidense afirma que la curcumina parece prevenir la propagación en el cerebro de las placas amiloideas que se cree causan la demencia.

Se piensa que estas placas, junto con nódulos de fibras nerviosas, contribuyen a la degradación de las conexiones entre las neuronas que eventualmente provocan los síntomas de demencia.

El profesor Doraiswamy, de la Universidad de Duke en Carolina del Norte, señala que existe evidencia de que la gente que consume una comida de curry dos o tres veces a la semana tienen un menor riesgo de desarrollar demencia.

Según el experto, actualmente se está investigando el impacto de las dosis altas de curry -por ejemplo el equivalente de ir a comer curry durante toda la semana- para ver si es posible maximizar el efecto del compuesto de curcumina.
Primeros estudios

“Existe evidencia sólida de que la curcumina se adhiere a las placas amiloideas” expresó el profesor Doraiswamy en la conferencia de psiquiatras.

“Y la investigación básica con animales modificados -en los que se ha provocado la formación de placas amiloideas humanas- ha demostrado los beneficios”.

Tal como explica el experto se puede modificar genéticamente a un ratón para que a los 12 meses aproximadamente su cerebro comience a llenarse de placas.

“Cuando alimentamos a este ratón con una dieta rica en curcumina ésta logró disolver las placas. La misma dieta evitó también que ratones más jóvenes formaran placas en su cerebros” dice el científico.

Y agrega que “el siguiente paso será probar la curcumina en la formación de placas amiloideas humanas utilizando escáneres cerebrales”-

Según el investigador, actualmente se está llevando a cabo un ensayo clínico en la Universidad de California, Los Ángeles, para probar los efectos de la curcumina en pacientes con Alzheimer.

Y agrega que la investigación también analizará el potencial terapéutico del compuesto para tratar otras enfermedades como cáncer y artritis.

Via: BBC Mundo

Post relacionados