Los hombres y mujeres tienen la misma cantidad de sueños eróticos aunque que sus fantasías sexuales son bien diferentes, según un estudio difundido este jueves.

Mientras las mujeres tienden a fantasear con estrellas de cine, de rock, políticos, o amantes pasados o presentes, los hombres tienden a imaginarse a sí mismos haciendo el amor con múltiples parejas, en público o en lugares desconocidos, según el autor del estudio Antonio Zadra, profesor adjunto del departamento de psicología de la Universidad de Montreal en Canadá.

Según el estudio, las mujeres tuvieron la misma cantidad de sueños eróticos que los hombres. Esto supone un cambio respecto a un estudio anterior de 1960 que concluyó que los hombres soñaban mucho más con sexo que las mujeres.

Esto, según los investigadores, puede suponer dos cosas: que ellas se sienten ahora más libres de hablar del tema, o que tienen más sueños eróticos tras la revolución sexual de los años 60.

Las mujeres que participaron en el estudio tendieron a tener el doble de sueños involucrando a famosos que los hombres. En los escenarios imaginarios de las mujeres solían participar actores como Brad Pitt o George Clooney, o el rockero Bono.

Por su parte, el doble de los hombres tuvo sueños en los que compartían la cama con varias personas, en comparación con las mujeres.

Amantes pasados y presentes aparecieron en el 20% de los sueños femeninos, y en sólo el 14% de los masculinos.

En sus mundos imaginarios, los hombres casi nunca tuvieron que poner sus egos en juego para intentar seducir a las mujeres. En el 90% de los casos soñados fueron las damas quienes dieron el primer paso.

“Las mujeres son las que toman la iniciativa, al menos en los sueños de estos hombres”, dijo Zadra.

Este patrón puede reflejar buena parte de las ilusiones, teniendo en cuenta las habituales reglas sociales en el mundo de la seducción y las citas, dijo Zadra.

Finalmente, a la hora de recordar sueños eróticos que tengan que ver con frustraciones sexuales, los dos géneros tienen historias muy distintas para contar.

Las mujeres narraron escenarios en los que la emoción del encuentro pareció desaparecer por algo que ocurrió o por el ritmo impuesto por su pareja. Para los hombres el caso más habitual tuvo que ver con parejas que se negaron a participar con ellos de ciertas actividades o con planes de escapadas sexuales fracasados por algún motivo.

“Tal vez sus demandas fueron poco realistas incluso par sus personajes imaginarios”, explicó Zadra.

El estudio se basó en entrevistas con 109 mujeres y 64 hombres que registraron sus sueños durante un período de dos a cuatro semanas. Los voluntarios acumularon unos 3.500 sueños, de los cuales solo el 8% tenía contenido erótico.

Zadra presentó los resultados de su análisis en Sleep 2007, la conferencia anual para científicos del sueño, investigadores y representantes de la industria, en Minneapolis.
Con inforación de AFP

Post relacionados

  • Barriga triplica riesgo de demencia

    Tener una gran barriga durante la madurez prácticamente triplica el riesgo de desarrollar demencia, según un estudio difundido el miércoles...

    Pubblicato il:
  • Ejercicios Anti-estres en la oficina

    Existen momentos durante el día en los que la cantidad de estrés acumulada nos impide actuar de forma efectiva e incluso pensar con claridad....

    Pubblicato il:
  • Consejos saludables: Verduras

    Mastique mas tiempo los vegetales Esto aumenta la cantidad de químicos anticancerígenos liberados en el cuerpo, el masticar libera sinigrina....

    Pubblicato il:
  • Consejos saludables: Hierro

    Tomar diariamente al menos 1 vaso del jugo de la naranja aumenta al doble la cantidad de hierro en el cuerpo.

    Pubblicato il:
  • Picante diario previene el Cancer

    El consumo diario de comida picante podría ayudar a prevenir el cáncer, además de otras enfermedades, indicó un estudio difundido hoy por...

    Pubblicato il:
  • Mexicanos, los menos estresados

    Tres cuartas partes de la población de nueve países dice que en algún momento siente estrés. La gran excepción son los mexicanos, donde menos...

    Pubblicato il: