Al menos 30% de los adolescentes y 5% de los adultos mexicanos se comen, muerden o desgastan las uñas con los dientes, afirmó Addy Gladys Arce Núñez, especialista de la Fundación Mexicana para la Dermatología.

Explicó que este padecimiento se conoce como onicofagia, el cual es producto del estrés y puede traer como consecuencia infecciones en las uñas, así como deformidades estéticas de manos, labios y en la forma de los dientes.

Arce Núñez explicó que los padecimientos de las uñas deben ser atendidos por los dermatólogos, ya que esta especialidad abarca no sólo a las enfermedades de la piel, sino a las mucosas y sus anexos, es decir, las estructuras derivadas embriológicamente de la piel, como el pelo y las uñas.

Las enfermedades ungueales u onicopatías se refieren a cualquier alteración que involucre a las uñas, dijo la especialista al detallar que en éstas se manifiestan males que por su origen se clasifican también en sistémicas, genéticas, inflamatorias y tumorales, entre otras.

Entre las infecciones que atacan a esta parte de la piel existen las bacterianas que se reflejan con cambios de coloración, pústulas y dolor, planteó.

Las infecciones causadas por hongos, llamadas onicomicosis, figuran en áreas urbanas entre el rango de gente de los 20 a los 40 años ocupando 48% de quienes lo padecen en las uñas de las manos; y en uñas de los pies se considera a 70 por ciento.

Es frecuente en climas tropicales con humedad y calor, además de que lo favorece el uso de calzado cerrado, las visitas a lugares públicos (como clubes o piscinas) y en ocasiones se acompañan con otro tipo de infecciones como la tiña de los pies (pie de atleta).

Resaltó que dentro del grupo de las infecciones virales se encuentran las verrugas, que forman alrededor de las uñas engrosamientos tipo callos y son contagiosas.

En el grupo de las enfermedades inflamatorias que alteran la forma normal de las uñas están las alergias por contacto, la psoriasis y el liquen plano, entre otras.

A veces en las uñas se manifiestan cambios que reflejan enfermedades cardiacas, pulmonares o cambios en su forma, como los llamados dedos en forma de palillo de tambor.

Existen múltiples enfermedades de las uñas a veces por ingesta de medicamentos, tumores benignos y malignos, malformaciones congénitas o adquiridas como la onicocriptosis (uña encarnada).

Post relacionados