El cáncer puede tratarse con cirugía, terapia de radiación, quimioterapia, terapia hormonal o terapia biológica. El médico puede usar un método o una combinación de métodos. La opción del tratamiento depende del tipo y ubicación del cáncer, de si la enfermedad se ha extendido, de la edad del paciente y la salud general, y otros factores. Una opción importante para las personas con cáncer es tomar parte en los estudios clínicos. Los médicos dirigen estudios clínicos para conocer la efectividad y los efectos secundarios de nuevos tratamientos.

A través de la investigación, los médicos aprenden nuevas formas de tratar el cáncer que pueden ser más efectivas que la terapia convencional. En algunos estudios, todos los pacientes reciben el nuevo tratamiento. En otros, los médicos comparan las diferentes terapias dando a un grupo de pacientes el nuevo tratamiento y al otro grupo la terapia convencional. Investigaciones como esta, han llevado a los adelantos significantes en el tratamiento del cáncer. Las personas que toman parte en estos estudios tienen la primera oportunidad de beneficiarse de tratamientos que han mostrado ser prometedores. Estas personas también hacen una contribución importante a la ciencia médica.

Post relacionados